¿A qué certificaciones de calidad pueden acceder las empresas proveedoras de la administración?

La mayoría de los expedientes de contratación que se publican en la Plataforma de Contratación del Estado, o la gran mayoría, exigen que las empresas licitadoras aporten las certificaciones de calidad ISO 9001 y/o certificación de medioambiente ISO 14.001.

Para ampliar esta información, se ha contactado con el gerente de la empresa Distarmatex, Jose Carlos Olmos, que lleva más de 35 años trabajando en el sector de suministros al Ministerio de Defensa e Interior y cuenta con un e-commerce que da servicio a diferentes guardias civiles, policías y militares, con uniformes y complementos, para que amplíe qué es esta certificación y para qué vale.

El mismo comenta que sus empresas fueron de las primeras certificadas con las normas en ISO 9001 y 14.001, esta última de medioambiente, que la ISO establece la norma internacional para organizaciones que busquen cumplir o exceder las métricas de control de calidad. Al mismo tiempo, ayuda a los consumidores a diferenciar las empresas, permitiendo facilitar la elección de proveedores.

Las encargadas de llevar a cabo las diferentes inspecciones son empresas evaluadoras acreditadas como AENOR (Asociación Española de Normalización y Certificación), SGS, BVQi (Bureau Veritas Quality International), BSI Group o DNV.

La ISO (Internacional Organization for Standardization) es la Organización Internacional de Normalización, cuya principal actividad es la elaboración de normas técnicas internacionales, tanto de productos como de servicios, a través de normas voluntarias que usan las empresas para su eficiencia y rentabilidad.

La importancia que tiene la norma ISO 9001 es que, además de ser una plataforma ideal desde la que avanzar hacia otras certificaciones de sistemas de gestión como, por ejemplo, la de medioambiente, consigue aumentar la seguridad en la empresa, controla la responsabilidad social, la ISO 9001 permite a la pequeña y mediana empresa situarse al nivel de las más grandes, equiparándose en eficiencia y compitiendo en igualdad de condiciones.

Para conseguir el certificado de calidad, la organización tiene que adoptar sistemas de gestión, controles internos y estándares que pueden validar su capacidad para trabajar dentro de las pautas y normas internacionales.

Antes de certificarse, hay que comprender los requisitos que exige esta certificación ISO 9001, hay que evaluar y analizar la organización, hay que implementar el sistema de gestión de calidad que se considere más idóneo, hay que capacitar a los empleados y gerencia sobre los requisitos de ISO 9001, con posterioridad y una vez que el sistema funciona se envía la solicitud de certificación y alguna empresa acreditada por AENOR realiza la auditoria y certificación.

Al final, la consecución de estos certificados de calidad en esta empresa y la web genera beneficios, pues la confianza en el producto o servicio aumentan en los usuarios, se aumenta la competitividad al cumplir con estándares medibles. 

Esta certificación es un proceso donde una organización demuestra y evidencia que sus procedimientos cumplen con los requisitos definidos en una norma técnica y/o en un reglamento que lo antecede, con la finalidad de demostrar que la calidad es el único sinónimo de confianza.

Comenta

Deja una respuesta

Tu mail no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.