Abascal asegura que Vox será «decisivo» en la Junta: «El que quiera que regalemos los votos, que vote al PP»

EL EJIDO (ALMERÍA), 14 (EUROPA PRESS)

El presidente de Vox, Santiago Abascal, ha asegurado que su partido va a ser «decisivo» para conformar el próximo gobierno de la Junta de Andalucía después de las elecciones del 19 de junio, por lo que ha retado a quienes tengan «miedo» o «dudas» a que «vote al PP».

«El que quiera que regalemos los votos, que vote al PP, y el que quiera que sus convicciones sean defendidas y estén en la acción de gobierno, puede confiar en nosotros porque no os vamos a defraudar», ha dicho ante el electorado en un acto público celebrado en El Ejido (Almería) junto con la candidata de su partido a la presidencia de la Junta, Macarena Olona, y el vicepresidente de la Junta de Castilla y León, Juan García-Gallardo.

Así, ha insistido en que si es preciso llegar a un acuerdo para la conformación de un nuevo Ejecutivo andaluz, será con Vox «formando parte del gobierno». «El PP que es el que ha dicho que si no votáis bien, despreciándoos, convocará elecciones», ha contrapuesto Abascal, quien ha depositado sobre el candidato del PP y presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, «toda la responsabilidad» ante esa decisión.

Abascal ha defendido así que su partido no va a «tener que cambiar nada» de lo que ha dicho durante la campaña electoral ante una hipotética «negociación» para conformar gobierno mientras que «otros» van a tener que «rectificar como ya lo tuvieron que hacer en Castilla y León».

ESPAÑOLES «DEMONIZADOS» FRENTE A LA «INMIGRACIÓN ILEGAL»

«Hemos venido a hablar con claridad de cosas grandes, ni de pequeñeces como los que hoy gobiernan aquí ni de porquerías como la izquierda, hemos venido a hablar de los intereses de los españoles», ha manifestado el líder de Vox, quien ha insistido en que su partido se centra en «los problemas de la gente» entre los que ha citado la situación de la inmigración «ilegal», sentido en el que ha hecho una referencia expresa a los conocidos como ‘sucesos de El Ejido’ en febrero de 2000, ante los que los vecinos se sintieron «muy solos», según ha afirmado.

El presidente de Vox ha afirmado que los españoles fueron «demonizados» a finales de los años 90 en esta localidad, en la que sus vecinos fueron quienes «conocieron en primer lugar las dificultades de la integración de la inmigración ilegal» y donde fueron «insultados de manera masiva por los medios de comunicación» pese a que fueron personas que trataban de defender «su seguridad, sus tradiciones y su manera de vivir», según ha mencionado.

Abascal ha comparado esta situación con la «demonización» que, a su juicio, ha sufrido su partido desde que apareció en Vistalegre. «Desde ese momento todo han sido insultos, demonizaciones y caricaturas», ha asegurado Abascal, quien ha trasladado su apoyo a los vecinos de El Ejido frente a quienes los tacharon de «insolidarios» o «xenófobos», según ha dicho.

Con ello, ha reivindicado el apoyo para su partido después de que en 2018 consiguiera entrar en el Parlamento andaluz y, con ello, «echar al socialismo corrupto de Andalucía» a través de un pacto de investidura con el PP, pese a quienes alertaban del «peligro» de la «división» en la derecha. «Ahora el debate es ver cómo llega el cambio real», ha añadido antes de desdeñar la labor del PP al frente de la Junta de Andalucía en el gobierno de coalición.

TARJETAS SANITARIAS «EN MANOS DE ILEGALES»

Así, el máximo dirigente de Vox ha criticado que de los 37 puntos acordados en el pacto de investidura, el PP «solo ha cumplido siete» mientras que, según ha estimado, persisten problemas en ámbitos como la educación o la sanidad, con «tarjetas sanitarias en manos de ilegales» mientras que las «listas de espera las pagan los españoles que han creado el Estado de Bienestar con sus impuestos».

«Cuando acudís a urgencias y esperáis civilizadamente en la cola, lo que queréis es que no venga otro dando voces, gritando, montando un lío y que pase antes que vosotros, y no hace falta que dé más detalles porque todos sabéis de lo que estamos hablando», ha dicho ante los aplausos de los asistentes en la Plaza de las Flores, «llena de hombres y mujeres» frente a otros espacios del municipio «donde solo he visto hombres». «No sé donde estaban las mujeres, pero solo he visto hombres y eso parece que no es un problema», ha dicho antes de critica a quienes «hablan de igualdad de género» y «no les importa en absoluto».

De este modo, se ha mostrado a favor de una «la defensa de la seguridad de nuestros barrios y de nuestras calles» mediante el «combate de la inmigración ilegal». «Nadie como vosotros en El Ejido distingue tan bien la inmigración ordenada, legal, que ha venido codo con codo a trabajar de la inmigración ilegal, desordenada, que trae inseguridad y delincuencia», ha dicho antes de asegurar que no dará a Moreno «un cheque en blanco» para gobernar otra legislatura.

Así, ha recalcado que su partido tiene intención de hacer un «cambio profundo, radical y total» frente a «una derechita que dice que no puede tocar nada porque manda la izquierda».

Comenta

Deja una respuesta

Tu mail no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.