Actualidad

Abren expediente informativo sobre el desastre del “San Jorge” de Estella

El alcalde de Estella anuncia que ha abierto expediente informativo sobre la talla de San Jorge. Dice el alcalde que: “la ciudad del Ega no es noticia por su espectacular patrimonio histórico, artístico, arquitectónico y cultural en general, lo es por una desgraciada actuación en una talla de San Jorge del siglo XVI que se encuentra en uno de los imponentes templos religiosos de la ciudad”

El alcalde de Estella, Koldo Leoz ha asegurado este lunes en twitter que el Ayuntamiento de la ciudad ha abierto un expediente informativo sobre lo ocurrido y afirma que “cuando se complete se pondrá en manos de la institución Príncipe de Viana, encargada de velar por el patrimonio de Navarra”.

“Veremos si hay manera de revertir la actuación, lo están evaluando”, ha indicado el primer edil que ha lamentado que hoy Estella no es noticia por su espectacular patrimonio histórico, artístico, arquitectónico y cultural en general, lo es por una desgraciada actuación en una talla de San Jorge del siglo XVI que se encuentra en uno de los imponentes templos religiosos de la ciudad”.

Advierte que el “párroco decidió renovar sin consultar o informar ni al ayuntamiento de Estella  ni al Gobierno, lo que debía haber hecho por Ley” y subraya que “no dudo de la buena voluntad tanto del párroco como de la persona encargada de profanar esta obra de arte mediante técnicas nada apropiadas, pero la negligencia de ambos es muy grave y no puede solaparse ésta con la excusa de la buena voluntad”.

“Debía haberse dado cuenta tanto al ayuntamiento como a Gobierno de Navarra y nos habríamos evitado perder, casi con toda seguridad, las policromías originales de la talla, así como la estructura originaria de la armadura utilizada en la época” lo que ha considerado “una pérdida irreparable”.

‏”No obstante” en opinión de Leoz “lo ocurrido debe servir para que de una vez por todas, la Administración tome el control de su patrimonio, el de todos los navarros y navarras, por supuesto también, el eclesiástico. Iglesias, retablos, esculturas, tallas…” ha dicho “todas financiadas en gran medida (cuando no en su totalidad) con el erario público desde época medieval. También las restauraciones posteriores (la propia iglesia de San Miguel recibió casi 1’5 millones de euros públicos para su restauración y la de San Pedro de la Rúa 5)”.

Leoz insiste en que  “los ayuntamientos y el Gobierno de Navarra debemos promover una Ley que recupere el control de nuestros bienes patrimoniales por parte de la Administración, llegando a acuerdos de uso con la iglesia católica pero adquiriendo la propiedad de lo que se construyó y restauró con dinero público”, ha dicho y finaliza recordando que “el patrimonio cultural, histórico, artístico y arquitectónico de Navarra es de los navarros y navarras por eso debe estar al completo en manos de quienes nos representan y velarán siempre por su cuidado: las instituciones públicas navarras”.

Sé el primero en comentar

Deja una respuesta

Tu mail no será publicado


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.