Beneficios de los extractores eólicos en bodegas, de la mano de Grupo Industrial

Los extractores eólicos se han convertido en uno de los sistemas más utilizados por quienes necesitan ventilar instalaciones. Ya se trate de comercios, residencias particulares, naves industriales o bodegas de vino, la ventilación eólica es una alternativa que implica numerosos beneficios y se la considera absolutamente ecológica, ya que es impulsada por la fuerza del viento.

Grupo Industrial, una de las compañías líderes en Chile en ventilación e instalación de extractores de aire industriales, ofrece una amplia gama de extractores eólicos, diseñados especialmente para aprovechar la fuerza del viento en la climatización de los espacios. Se trata de un sistema económico y muy fácil de instalar que, en los últimos años, se ha convertido en tendencia en ámbitos donde no solía estar tan presente, como la industria vitivinícola.

¿Cómo funcionan los extractores eólicos?

Los extractores eólicos están fabricados en aluminio o acero galvanizado. Son muy ligeros y resistentes al agua y el sol, ideales para ser instalados a la intemperie.

En comparación con otros sistemas de ventilación industrial, los extractores eólicos ofrecen ventajas como no tener ninguna clase de costes de mantenimiento ni de funcionamiento, ser a prueba de agua y polvo y no necesitar soporte para su instalación. Se adaptan con facilidad a cualquier techo de galpón o instalación industrial, sin necesidad de gastar dinero en grandes reformas.

El funcionamiento de estos extractores es mecánico y se logra de forma aerodinámica mediante la rotación del aspa extractora en el techo a una velocidad mínima de 3 km/h. O también, por diferencial, mediante la extracción del aire caliente que normalmente tiende a subir por ser menos denso.

Uno de los mayores beneficios de los extractores eólicos es que –al no consumir energía- permiten ahorrar dinero y reducir las emisiones contaminantes. Precisamente por su positiva aportación al cuidado del medioambiente es que la ventilación eólica está creciendo tanto a nivel global, siendo el sistema que más ha crecido durante los últimos años, tanto en el sector industrial como en el residencial.

Mejor aire, mayor productividad y a bajo coste

Caracterizados por ser muy silenciosos y demandar una baja inversión inicial, los extractores eólicos aportan muchos beneficios a un establecimiento industrial. En primer lugar, los trabajadores no estarán expuestos a gases contaminantes, mejorando así la seguridad industrial. Ayudan a disminuir significativamente y de manera ecológica la temperatura del espacio. Y, finalmente, incrementan la productividad al permitir que las actividades se desempeñen en un sitio cómodo, además, de reducir los riesgos de enfermedad que minimizan también los reposos y las ausencias laborales.

Un sistema económico, fiable y ecológico para tener en cuenta, ofrecido por una empresa de gran trayectoria en el ámbito de la ventilación industrial, que ofrece asesoramiento sobre su aplicación a todos sus clientes. 

Comenta

Deja una respuesta

Tu mail no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.