Casi la mitad de familias numerosas de España sufrió estrés por la pandemia y un 62% conserva el empleo, según estudio

MADRID, 22 (EUROPA PRESS)

Casi la mitad de las familias numerosas en España, un 45,3%, sufrieron estrés y ansiedad durante la pandemia y a un 53% lo que más le afectó fue no poder atender bien sus responsabilidades familiares y laborales, según un estudio de la Federación Española de Familias Numerosas (FEFN), que también revela que un 62% de estos hogares han conservado el empleo.

«Para las familias numerosas, por el mero hecho del número de niños, la conciliación es tremendamente compleja, en las casas con el teletrabajo, no había equipos suficientes al principio y un porcentaje muy alto no podía atender correctamente su trabajo por tener que atender a los niños», ha explicado el presidente de la FEFN, José Manuel Trigo, este miércoles en rueda de prensa.

El estudio, basado en 1.788 entrevistas a padres y madres de familias numerosas de España, destaca el «impacto emocional» que ha tenido la pandemia sobre las familias con tres o más hijos, por «la incertidumbre, el miedo al contagio y todos los problemas que conllevaba estar encerrados en casa», tal y como ha precisado Trigo.

En concreto, de los datos se desprende que el 45,3% de las familias dicen haber sentido mayor estrés pero lo ha podido afrontar; un 10% asegura haber tomado fármacos para la ansiedad; un 5,6% ha necesitado ayuda psicológica. Mientras, un 22,4% dice que no le ha influido emocionalmente.

Un 60% de los encuestados asegura que lo que más le influyó emocionalmente fue la incertidumbre sobre la evolución de la crisis sanitaria y, en segundo lugar, el hecho de no poder atender bien sus responsabilidades familiares y laborales.

En todo caso, un 26,3% dice haber salido fortalecido de la pandemia por afrontar las adversidades desde la unión familiar. Según Trigo, el confinamiento permitió que muchos padres «se acercaran a sus hijos más de lo normal y se han profundizado lazos».

A nivel económico y laboral, la mayoría de las familias numerosas, un 62,4%, conserva el empleo de antes de la pandemia, mientras que el resto ha sufrido los efectos negativos de la crisis: un 22,3% ha visto reducidos sus ingresos, un 6,4% se ha quedado en el paro, un 4,5% ha sufrido reducción de jornada y un 2,8% sigue en ERTE.

BRECHA DE GÉNERO

En este aspecto, se observa una brecha de género, tal y como ha apuntado el presidente de la FEFN, ya que son más los hombres que han conservado su empleo durante la pandemia, un 71,8% frente a un 58,6% de las mujeres de familias numerosas.

Entre las medidas que proponen las familias numerosas para mejorar la conciliación tras la experiencia de la pandemia, destacan: una mayor flexibilidad horaria (47,5%), la posibilidad de reducir la jornada con una ayuda económica, promover la jornada intensiva y una prestación por trabajo doméstico no remunerado y cuidado de los hijos.

Para compensar los gastos derivados del consumo, la mayoría de los encuestados, un 51,5%, apuesta por una bonificación universal en suministros básicos; y en el ámbito de la vivienda, apuestan por elevar el límite de ingresos para optar a la compra de inmuebles.

Según ha precisado José Manuel Trigo, «no es lo mismo ser una pareja sin hijos que gana 30.000 euros al año que una familia con tres hijos que gana 30.000 euros al año».

En relación a las pensiones, las familias numerosas proponen que el complemento por hijo en la pensión se aplique por todos y cada uno de los hijos, ya que en la reforma que el Gobierno hizo este año «solo cuentan los cuatro primeros».

UNA CUARTA PARTE DE LA COTIZACIÓN, PARA LOS PADRES

Otra propuesta de la Federación es que una cuarta parte de la cotización de los hijos revierta a favor de la pensión de los padres, una idea que, según ha precisado Trigo, ya han trasladado a varios grupos parlamentarios, entre ellos, PP y PSOE, y con la que creen que se podría animar al talento joven a permanecer en el país.

En España, hay unas 700.000 familias numerosas, de las cuales, un 68,5% tienen tres hijos, un 6,8% son familias monoparentales y un 8,6% son familias reconstituidas, es decir, con hijos de relaciones anteriores. Además, un 16,8% tienen algún hijo con discapacidad.

Atendiendo a su situación económica, Trigo ha apuntado que un 38,3% de familias numerosas vive con menos de 2.500 euros. Según el estudio, un 22,7% tiene dificultades para llegar a fin de mes, un 18,2% tiene que reducir su presupuesto familiar y un 10,2% tiene que disponer de ahorros o préstamos para llegar a fin de mes, frente a un 39% que dice no tener dificultades.

UNA LEY ESPECÍFICA PARA LAS MONOPARENTALES

Sobre la intención del Ministerio de Derechos Sociales y Agenda 2030 de considerar familias numerosas a las monoparentales con dos hijos, Trigo ha indicado que no le parece «correcto» y que «lo que hace falta es una ley específica para las monoparentales» porque, según asegura, los problemas a los que se enfrentan unas y otras son diferentes.

Según ha precisado, mantuvieron una reunión con la directora de Diversidad Familiar y le trasladaron esta reivindicación que van a seguir defendiendo de cara a la aprobación de la Ley de Diversidad Familiar que prepara el Gobierno.

Preguntados por el nivel de confianza de las familias numerosas, Trigo ha destacado que tienen «esperanza» en poder salir adelante. «Las familias numerosas somos de carácter aventurero y vemos todo con buen humor, para llevar a cabo un proyecto familiar con muchos hijos tienes que tener bastante ánimo, en general hay esperanza de salir adelante», ha asegurado.

<

Comenta

Deja una respuesta

Tu mail no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.