Comprobar mercancías entrantes de la mano de RAVAS

En el proceso de recepción de mercancías, se lleva a cabo una exhaustiva revisión y registro de los envíos entrantes. Esta inspección se centra principalmente en verificar la idoneidad del tipo y la calidad de los productos, aunque no se realiza una verificación exhaustiva de la cantidad. En la actualidad, con la tendencia hacia inventarios más reducidos y entregas ajustadas al tiempo, la recepción de un embarque incompleto acarrea consecuencias inmediatas en el proceso de producción, generando pérdidas económicas.

Para abordar esta problemática, la integración de una báscula móvil en la transpaleta o carretilla elevadora facilita el control preciso de la mercancía en el mismo momento de su descarga. La verificación de las mercancías entrantes con las soluciones de pesaje móvil de RAVAS optimiza la logística y tiene la ventaja de adecuarse a todas las industrias.

Soluciones para almacenes

RAVAS ofrece esta tecnología aplicada a las transpaletas manuales, máquinas de almacén y carretillas elevadoras, que permiten pesar con precisión las mercancías en el flujo diario. La RAVAS-3200 es una transpaleta manual de pesaje con funciones de báscula amplificadas, opcionalmente aprobada para pesaje comercial. Este sistema de pesaje móvil es adecuado para su uso tanto en entornos de producción para mezclar y dosificar, como en almacenes.

La compañía también ofrece sus básculas en máquinas de almacén, adecuadas para apiladoras y la preparación de pedidos en máquinas de almacén y transpaletas eléctricas. Asimismo, es apta para la integración de datos.

Las carretillas elevadoras son un vehículo logístico de amplio uso y por eso RAVAS desarrolló las iForks, implementos inteligentes que se montan fácilmente en cualquier marca. Montando sistemas de pesaje RAVAS en las carretillas, se asegura un proceso de profesionalización, independientemente de la industria o el sector en el que trabaje.

El respaldo de grandes compañías

Las industrias de renombre ya utilizan esta tecnología en sus sistemas de producción. Por ejemplo, Total Produce es un gran importador de frutas y vegetales. Toda la fruta vendida a precio por kilo es pesada al momento de su entrada por 4 empleados. El ahorro total de tiempo con iForks es de aproximadamente el 30%.

En el almacén logístico de Schneider Electric, cada palet se pesa en la recepción de la mercancía y nuevamente antes del envío. No solo se realiza el pesaje mucho más rápido con iForks, también se usa el espacio de suelo de manera mucho más eficiente.

En resumen, la comprobación de insumos y mercaderías entrantes en la industria y grandes centros de distribución es un proceso que la tecnología de RAVAS permite hacer más eficiente. Esto es así porque disminuye la ocurrencia de errores humanos y acorta los tiempos de la tarea.

Además, la tecnología de RAVAS tiene la ventaja de poder adaptarse a las principales herramientas logísticas. Así lo comprobaron grandes marcas de distintos sectores que cuentan con las herramientas RAVAS para sus desafíos de crecimiento.

Comenta

Deja una respuesta

Tu mail no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.