El PP acusa a Llop de callar frente a los ataques de UP a jueces, un CP «a la carta» y la «chapuza» del ‘solo sí es sí’

El PSOE reitera su llamamiento al PP para renovar el CGPJ «sin condiciones» ni «excusas»

MADRID, 22 (EUROPA PRESS)

El diputado del PP Luis Santamaría ha reprochado a la ministra de Justicia, Pilar Llop, que haya mantenido un «silencio atronador», al «estilo Yolanda Díaz», frente a los «ataques» de Unidas Podemos a jueces, una reforma del Código Penal (CP) «a la carta» del independentismo y la «chapuza» de la conocida como ‘ley del solo sí es sí’, en el marco del debate sobre los Presupuestos Generales del Estado (PGE) que se ha celebrado este martes en el Congreso de los Diputados.

Durante su intervención, el diputado ‘popular’ ha explicado que prefería centrarse en el «silencio atronador» de Llop más que en sus palabras sobre los PGE de Justicia para 2023, reprochándola que haya permanecido «callada» –«mudita»– ante las reivindicaciones salariales de operadores jurídicos como los letrados de la administración de justicia (LAJ) y las polémicas suscitadas en las últimas semanas que afectan a su Ministerio.

En concreto, ha afeado a Llop que, al «estilo Yolanda Díaz», «no ha defendido a los jueces de los furibundos ataques de una ministra que estaba ya casi al borde del ataque de nervios», en alusión a la titular de Igualdad, Irene Montero, y «de un partido como Podemos que, además de culparla a usted, es incapaz de reconocer sus errores».

En ese sentido, el diputado ‘popular’ ha criticado la «chapuza» de la ‘ley del solo sí es sí’, «que está sirviendo para que monstruos –agresores sexuales o pederastas–, salgan de la cárcel o puedan ver reducidas sus penas». «Y usted no ha dicho nada», ha enfatizado.

Santamaría también ha cargado contra Llop por dicho «silencio» mientras «se legisla a la carta modificando el Código Penal a demanda del independentismo» con el objetivo –ha advertido– de que el ex vicepresidente catalán Oriol Junqueras puedan presentarse a las elecciones.

Y «mientras en su Ministerio se barrunta un impresentable indulto» al ex presidente andaluz José Antonio Griñán por los ERE fraudulentos, ha añadido Santamaría, haciendo hincapié en que puede que el dinero no fuera a su bolsillo «pero sí al de sus amigos».

En esta tesitura, el representante del PP ha planteado «hasta qué punto de degradación moral e intelectual, viendo todo lo que está pasando, están dispuestos a llegar (desde el PSOE) para mantener a Pedro Sánchez un ratito más en el sillón de la Moncloa».

PSOE Y PODEMOS SEÑALAN AL PP POR EL CGPJ

Desde las filas socialistas, Uxía Tizón, ha echado en cara a Santamaría que tenga «la desfachatez» de «dar lecciones sobre Justicia» con «el jaleo que están provocando con el Consejo General del Poder Judicial» (CGPJ), que lleva pendiente de renovación desde hace casi cuatro años.

«La Justicia parece más Justicia si no se bloquea y no se manosea. Pueden empezar por respetar la Constitución y los jueces», ha instado la diputada socialista, llamando nuevamente a pactar la renovación del CGPJ «sin condiciones» ni «excusas».

En la misma línea, la diputada de Unidas Podemos Martina Velarde ha aprovechado su turno de palabra para «denunciar la gravísima situación a la que ha conducido el recurso al bloqueo del PP para la renovación del CGPJ».

Velarde ha acusado al PP de incumplir la Constitución y de seguir las reglas democráticas «solo cuando les interesa», incurriendo en un «chantaje»: «Cuando no es un veto a Podemos es la sedición y, si no, otra cosa».

Frente a ello, ha retado a los ‘populares’ a proponer una ley en el Congreso para que a los vocales que superen los tres meses con el mandato caducado se les suspenda el sueldo y ese dinero se dedique, por ejemplo, a «la formación en igualdad de políticos y de algunos jueces que han estado preguntando a las mujeres si se resistieron a una violación».

LA JUSTICIA, «EL SERVICIO PÚBLICO MÁS POBRE»

Por su parte, el diputado de Ciudadanos Edmundo Bal ha centrado su intervención en denunciar que, frente a los PGE defendidos por Llop, «la Justicia sigue siendo el servicio público más pobre de los Presupuestos porque no da votos».

En particular, ha llamado la atención sobre el hecho de que el Gobierno se muestra «rácano» al no subir el Índice de Rentas Múltiples (IPREM), que estuvo congelado y este año solo ha subido un 3,65%, y sirve para «las ayudas sociales», y, en cambio, sí ha incrementado el Salario Mínimo Interprofesional, «que pagan los empresarios». «Qué bonito es jugar con el dinero de los demás», ha espetado.

Bal también ha puesto la lupa sobre las condiciones de los abogados del turno de oficio, que ha dicho que en España cobran una media de 178 euros cuando la media europea es de 462, exhortando a Llop a «dignificar» sus retribuciones, al tiempo que ha mencionado las reivindicaciones salariales de los LAJ, que están en huelga estos días.

Asimismo, ha denunciado que el número de jueces y fiscales en España sigue siendo bajo, si se compara con los ratios europeos, un aspecto sobre el que el diputado de Vox Javier Ortega Smith también ha puesto el acento, para sumarse después a las referencias al CGPJ, si bien acusando al Gobierno de querer «controlarlo para que se calle y amordazarlo».

Así las cosas, Ortega Smith ha concluido que la Justicia no llega a quienes debe sino que beneficia a «quienes evaden capitales, partidos políticos, etarras, golpistas y violadores».

UN AUMENTO DEL 7,7%

Llop, que ha arrancado el debate sobre los PGE de Justicia, ha empleado su intervención para reivindicar lo que entiende como una «apuesta del Gobierno para llevar a cabo la modernización y la transformación del sector» a fin de «construir un servicio público fuerte, garante de derechos y promotor de igualdad de oportunidades» más próximo al ciudadano.

La ministra ha recordado que la dotación para la política pública de Justicia para 2023 asciende a 2.233,82 millones de euros, un 7,7% más que el año anterior, eliminado el efecto de los fondos europeos.

La titular de Justicia ha querido resaltar algunas partidas, como la destinada al CGPJ –con 78,3 millones de euros, un 3% más–; el programa de becas lanzado en 2022, que pasa a duplicarse en 2023, con un total de 3,4 millones; y la de gastos de personal, que supera los 1.786 millones, un 77,5% del importe total del Ministerio.

Llop ha puesto de manifiesto las «mejoras sustanciales» que asegura que han recibido los LAJ por parte del Ministerio en 2022, a través del Real Decreto de retribuciones que se promulgó el pasado mes de abril con carácter retroactivo, y también en el ámbito de las intervenciones en entradas y registros, así como de las sustituciones que realizan estos profesionales.

Comenta

Deja una respuesta

Tu mail no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.