El primer jamón cocido 100 % ibérico de BEHER y Raspini recibe la aprobación del Papa Francisco a través de Paciotti

El Papa Francisco, conocido por su aprecio por los sabores auténticos y la excelencia gastronómica, tuvo el privilegio de probar el jamón cocido 100% ibérico enviado por Stefano Paciotti, propietario de la tienda Paciotti y declarado embajador de la gastronomía italiana.

Esta extraordinaria oportunidad surgió durante una reunión en el consulado español, donde el delegado papal quedó impresionado por la calidad del producto y solicitó una muestra para el Santo Padre. Días más tarde, su Santidad hizo llegar una carta a Stefano Paciotti para agradecerle y felicitarle por hacerle llegar dicho producto para deleitar su paladar. Posteriormente, Paciotti además recibió una llamada del Papa Francisco, quien le mostró personalmente su asombro ante tan exquisito “cotto” (jamón cocido en italiano).

El jamón cocido 100 % ibérico BEHER representa el primer producto de una gama bautizada como “Mediterráneo”, resultante de la sinergia entre la esencia de la tradición culinaria italiana y el icónico sabor de la materia prima española. Este nuevo producto, fruto de un joint venture entre la empresa española Bernardo Hernández S.L., con una trayectoria casi centenaria, y la renombrada empresa italiana Raspini, tiene como resultado un sabor inigualable y una textura tierna y jugosa propios del entorno Mediterráneo en el que se encuentran.

Además, es una opción saludable, respaldada por una amplia gama de propiedades cardiovasculares, lo que lo convierte en una elección inteligente para aquellos sibaritas que desean cuidar su bienestar, mientras disfrutan de una original alternativa gastronómica.

El jamón cocido que degustó el Papa Francisco cuenta con un 99 % de contenido en carne 100 % Ibérica e ingredientes naturales como miel, sal del Himalaya y Vino de Marsala; además es resultado de un minucioso proceso de elaboración, ya que cada uno de ellos es atado a mano individualmente. Este manjar es apreciado tanto por su exquisito sabor como por su versatilidad en la cocina. Puede disfrutarse en rebanadas finas en un momento cotidiano o como ingrediente gourmet en una amplia variedad de propuestas culinarias.

La aprobación del Santo Padre, un líder reconocido por su compromiso con la justicia social y la promoción del bienestar, respalda aún más los méritos del jamón cocido 100 % ibérico BEHER para brindar una experiencia gourmet única tanto a paladares exigentes como a amantes de la gastronomía.

Se invita a todos los amantes de la buena comida a visitar la tienda Paciotti en Roma (Vía Marcantonio Bragadin, 51/53) y probar el jamón cocido 100 % ibérico de BEHER y Raspini, un producto que ha sido bendecido por el Papa Francisco.

Comenta

Deja una respuesta

Tu mail no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.