Feijóo usará «todas las herramientas del Estado de Derecho» para conseguir «la cordialidad lingüística» en España

Recuerda que es «ilegal» vetar el castellano, pide a independentistas «no imponer su forma de pensar» y exhorta al PSOE a mantener «sentido de Estado»

TOLEDO, 18 (EUROPA PRESS)

El presidente del Partido Popular, Alberto Núñez Feijóo, ha hecho referencia a la manifestación en defensa del castellano que este domingo discurre por las calles de Barcelona, avisando de que mientras el PP esté en la oposición seguirá acudiendo a la justicia para interponer recursos de inconstitucionalidad cuando sea necesario y avanzando que, si algún día gobierna, va a aplicar «todas las herramientas del Estado de Derecho para conseguir la cordialidad lingüística en España, garantizar el conocimiento de las lenguas y garantizar la libertad en el conocimiento y libertad de las lenguas de España»,

Durante la intervención que ha servido para poner el punto y final a la Interparlamentaria que el PP celebra en Toledo, ha abundado en que es «ilegal e injusto» vetar el español, ya que «estamos en un Estado de Derecho», razón por la que ha pedido al «independentismo catalán y vasco que dejen de imponer su forma de pensar y su forma de actuar»; al tiempo que ha demandado al PSOE que «mantenga una política de sentido del Estado y que ayude al PP a volver a las políticas de Estado, incluidas las lingüísticas».

Ha mandado un recuerdo a «todos aquellos que se están manifestando en cualquier lugar de España y en las calles de Barcelona» para pedir y exigir el ejercicio de sus derechos y libertades «y especialmente el ejercicio del derecho a conocer y hablar la lengua común del Estado».

«Sin duda, nuestro partido tenía que estar allí. Y es verdad que teníamos que dividirnos, y agradezco mucho a toda la colectividad de cargos que han venido de Cataluña, que vino ayer y se volvió ayer por la noche para acreditar que todos los que estamos aquí, también estamos allí», ha indicado.

Continuando con su intervención, ha recordado que él viene de una tierra «con dos idiomas», por lo que nadie tiene que explicarle «qué es querer a esos dos idiomas».

Ha recordado que ya se ha pronunciado de forma explícita: «Nuestro proyecto con la lengua es irrenunciable, el de la cordialidad lingüística en todas las comunidades autónomas que tienen el privilegio de tener dos lenguas».

Por ello, «nadie en Cataluña tiene el derecho de revolverse porque haya personas que quieran hablar en España y nadie en España tiene que revolverse porque los catalanes quieran hablar catalán».

«Y nadie en Cataluña ni en ningún lugar de España donde se hablan dos lenguas tiene derecho a impedir que nuestros hijos aprendan las dos lenguas y luego hablen en libertad la que quieran», ha zanjado.

Comenta

Deja una respuesta

Tu mail no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.