Joan Manuel Soldevilla hace “una apología algo perversa de la familia” en la novela ‘Autopista’

Narra un viaje en coche “criminal” de una madre y sus hijos

El escritor y profesor de Literatura Joan Manuel Soldevilla hace “una apología algo perversa de la familia” en su nueva novela ‘Autopista’ (Columna), que narra un viaje en coche de una madre y sus tres hijos.

Según ha explicado Soldevilla en rueda de prensa este martes, el viaje en un inicio parece un viaje terapéutico para superar la muerte del padre de la familia, pero a lo largo de la novela el lector se va dando cuenta de que en realidad es un “viaje criminal”.

Su editora, Marta Selvas, ha destacado la complejidad psicológica de los personajes: “La madre es muy verosímil, pero parece que en algún momento se haya roto y es capaz de hacer cosas impensables”, ha dicho, y ha añadido que la novela hace reflexionar sobre la fragilidad de la salud mental.

LA FAMILIA COMO UNIDAD “MUY SÓLIDA”

Soldevilla ha explicado que le interesaba la familia como unidad que se autoprotege y reacciona cuando es agredida: “Creo que la familia es una unidad muy sólida”.

Ha añadido que la protagonista reacciona violentamente delante de una agresión que ha habido en su familia, y que es algo que ella intenta razonar y que “en su mundo tiene coherencia”, incluso hasta el punto de querer la colaboración y la ayuda de sus hijos.

“Esta perversión de tener a los hijos como cómplices crea incluso unos vínculos más sólidos”, ha dicho, lo que a su juicio permite establecer reflexiones e interrogantes sobre los límites de lo razonable.

LA UNIFORMIDAD Y MONOTONÍA DE LAS AUTOPISTAS

Burgos, Burdeos, Zaragoza y París son algunas de las ciudades en las que la familia se detiene durante su viaje, pero el autor ha explicado que aun así parece que los personajes estén en un bucle: “La uniformidad y monotonía de la autopista ayuda a dar esta idea de circuito cerrado de todo el viaje”.

En este sentido, ha dicho también que el viaje tiene repeticiones muy obsesivas: “Solo ven coches Fiat, solo paran en hoteles Novotel, y allí ven siempre el mismo episodio de ‘Friends’…”, ha dicho Soldevilla, lo que cree que ayuda a reforzar el perfil obsesivo del viaje, del que solo llegan a salir algunos de los personajes al final de la novela, cuando han conseguido lo que quieren.

Entre sus referentes, ha destacado a los escritores Jim Thompson y George Pelecanos, así como a Paco Ignacio Taibo II y Carlos Sampayo, y ha reconocido también cierta influencia de cineastas como Quentin Tarantino y de las ‘road movies’ en general.

<

Comenta

Deja una respuesta

Tu mail no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.