Las personas no binarias en España demandan «visibilización» y «sensibilización», según un estudio de Igualdad

MADRID, 14 (EUROPA PRESS)

Las personas no binarias en España han demandado «visibilización» y «sensibilización» ante el «desconocimiento» que perciben en la sociedad, según se desprende de un estudio publicado por la Dirección General de Diversidad Sexual y Derechos LGTBI, del Ministerio de Igualdad.

La investigación, titulada ‘Estudio sobre las necesidades y demandas de las personas no binarias en España’, se basa en una encuesta realizada a 2.000 personas entre mayo de 2021 y febrero de 2022, y ha sido presentada este jueves 14 de julio, con motivo del Día Internacional de las Personas No Binarias.

Según han explicado los autores del estudio, Isabel López y Gorka Tobalina, la realidad de las personas no binarias emergió en la segunda década de los 2000 y se ha hecho visible, con una tendencia al alza en los últimos ocho años.

Aunque no hay un perfil único, los autores han precisado que el 95% de las personas binarias encuestadas tiene menos de 35 años y no hay grandes consensos en relación a cómo se nombran en relación al género ni sobre cómo hacer uso del lenguaje.

Además, si bien un 70% afirma utilizar la etiqueta ‘no binarie’, solo un 15% la utiliza de manera exclusiva, y la mayoría de los entrevistados dicen utilizarla, no porque sea la que más les guste, sino de manera «estratégica», porque consideran que es «la más comprensible socialmente».

En cuanto a los pronombres, un 35% dice hacer un uso indiferente de los mismos, seguido de un 19% que hace un uso alterno de ‘ella’ y ‘elle’; un 15%, de ‘él’ y ‘elle’; y un 9% usa ‘elle’ de manera exclusiva. Además, no todas las personas se identifican como trans (36%).

Asimismo, tal y como ha explicado la coautora del informe Isabel López, muchas personas participantes en la encuesta muestran su preocupación por el peligro de «volver a resumirlas en una idea estanca, que cree otra categoría normativa y rígida».

En cuanto a las condiciones particulares de vulnerabilidad que se encuentran las personas no binarias, el estudio destaca tres: los marcos binarios, es decir, los recursos organizados en términos binarios; la falta de recursos y referentes públicos que planteen itinerarios de tránsito no binarios; y los discursos de odio.

En concreto, el coautor del estudio Gorka Tobalina ha constatado que el «desconocimiento» y las «preguntas incómodas que vulneran la intimidad» son las respuestas sociales más habituales a las que se enfrentan las personas no binarias.

«Estas situaciones de desconocimiento colocan a las personas no binarias en una situación de demanda constante de pedagogía social», ha precisado Tobalina.

DISCURSOS MÁS HABITUALES: «ES UNA MODA O UNA FASE»

Respecto a los discursos de odio, el 83% de las personas entrevistadas consideran que los discursos que dicen que «esto es una moda, una chorrada, una fase o una forma de llamar la atención», son los más presentes en el discurso social y en las redes.

Asimismo, del estudio se desprende que un 60% de las personas no binarias encuestadas hacen ‘passing’ –pasar desapercibidos como personas no binarias– en la mayoría de ámbitos de su vida (laboral, familiar, sanitario, educativo, administrativo, etcétera).

Al mismo tiempo, 8 de cada 10 personas entrevistadas dice haber sentido alguna vez discriminación dentro de su entorno familiar frente a un 19% que ha recibido apoyo del mismo. Por este motivo, según precisan los autores del informe, muchas personas no binarias sustituyen estas redes familiares por redes de apoyo de personas no binarias.

En este contexto, el estudio extrae algunas de las principales demandas de las personas no binarias como son: la visibilización (19%), la sensibilización (17%) y eliminar el registro del género en documentos administrativos (17%).

En este sentido, los autores han precisado que hay otros expertos investigando sobre las implicaciones que podría tener una tercera casilla en el registro de género.

«Hemos identificado que está en debate en términos de qué implicaciones puede tener este registro de una tercera casilla, cómo puede ser una buena manera de visibilizar, no obstante, expone a las personas a una visibilización forzosa que en muchos casos sabemos que primero habría que avanzar en términos sociales para que esta fuera una medida segura», ha precisado Isabel López.

La directora general de Diversidad Sexual y Derechos LGTBI, Boti García Rodrigo, ha señalado que la realidad de las personas no binarias es «una de las más ocultas y quizá más desconocidas» y ha reivindicado la necesidad de estas personas «de existir, de respirar, de dejar de vivir de manera constreñida, siempre con limitaciones por la invisibilidad y el estigma».

Boti García Rodrigo espera que este estudio ayude a la promoción de políticas concretas que respondan a las demandas de las personas no binarias y ha recordado a «los gobernantes presentes y futuros que nunca más deben hacerse políticas públicas sin contar con las personas a quienes van dirigidas».

Comenta

Deja una respuesta

Tu mail no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.