‘Otro revés en la lucha contra el coronavirus’: la vacuna de Johnson & Johnson también detiene sus ensayos tras detectarse un efecto adverso

Vacuna china

Al igual que ocurrió con la vacuna de Oxford y Moderna, uno de los voluntarios tuvo una enfermedad “inexplicable”

La carrera para obtener una vacuna contra el coronavirus acaba de sufrir un nuevo revés. La vacuna de Johnson & Johnson, que estaba en fase 3, ha paralizado sus ensayos tras detectase un afecto adverso en uno de los voluntarios que participan en el muestreo.

Al igual que ocurrió con la vacuna de Oxford y Moderna, uno de los voluntarios tuvo una enfermedad “inexplicable”, así que la multinacional farmacéutica ha decidido detenerlo para cotejar si el efecto adversos se ha debido a la vacuna experimental o no (puede que el voluntario sea uno de los que han sido inoculados con un placebo).

Desde finales de septiembre la multinacional viene realizando pruebas con unos 60.000 voluntarios en EEUU y en varios países de Sudamérica como Argentina, Brasil, Chile, Perú, y también en México, Colombia o en Sudáfrica.

<

Comenta

Deja una respuesta

Tu mail no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.