¿Por qué es importante contar con un abogado penalista experto en delitos sexuales?

En los últimos días, a raíz de darse a conocer la sentencia del caso de Dani Alves, por la que el futbolista ha sido condenado a 4 años y 6 meses de prisión, los delitos sexuales están en boca de todos.

El Código Penal, en su libro primero, expone toda la regulación relacionada con los delitos sexuales y las agresiones en contra de la libertad sexual. Esta ley es muy estricta sobre los protocolos y penas a las que pueden enfrentarse aquellas personas que incurran en un delito sexual, por lo que es necesario conocer en qué consisten esta tipología sexual y a quién se puede acudir en caso de verse involucrado en una situación de este tipo. Y es que contar con abogado experto en delitos sexuales puede ser clave a la hora de obtener un buen resultado.

¿Qué ha cambiado en la ley?

Si bien la regulación sobre delitos sexuales ha sido tipificada en el Código Penal desde hace tiempo, la modificación que se hizo a la normativa durante el 2022 cambió estructuralmente el tratamiento judicial que se puede dar a estos casos. La ley 10/2022 fue la regulación que actualizó el Código Penal, incluyendo dentro de su articulado el protocolo integral de libertad sexual, el cual reconoce la voluntad expresa y clara de participar en el acto sexual como única manera de aceptar el consentimiento dentro de una interacción de carácter íntimo. Bajo la premisa «solo sí es sí», cualquier conducta que se encuentre fuera de la intención expresa de las personas frente al acto sexual es considerada como agresión y, por lo tanto, es susceptible a ser tipificada como delito. La ley también elimina la distinción existente entre agresión y abuso, lo que amplía el umbral de penas y acusados.

Entre las penas que contempla el Código Penal para la agresión sexual, se encuentra la pena privativa de la libertad de 1 a 4 años de prisión y de 1 a 5 si hay violencia o intimidación. Asimismo, si existe un acto carnal violento, la pena puede extenderse de 4 a 12 años, dependiendo de las particularidades del caso. En esa misma línea, si la agresión cuenta con agravantes como un ataque en manada o una agresión a personas en condición de vulnerabilidad, se deben tomar las medidas necesarias para impartir justicia dada la gravedad de la actuación y los posibles daños ocasionados a la víctima. Cuando la agresión es contra un menor de edad, las penas pueden ir de 2 a 6 años y de 5 a 10 si existe algún tipo de violencia o intimidación.

Asesoramiento especializado en casos de delitos sexuales

Ante un procedimiento penal por un delito sexual resulta fundamental contar con el asesoramiento de un abogado penalista. El abogado experto en esta materia, Alejandro Seoane Pedreira recomienda que todas las personas que puedan estar implicadas en un asunto por un delito sexual se pongan en contacto cuanto antes con un especialista, ya que esto permitirá obtener la mejor defensa penal.

Comenta

Deja una respuesta

Tu mail no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.