‘Sparta’, la polémica película de Ulrich Seidl, se estrena con aplausos en el Festival de San Sebastián

SAN SEBASTIÁN, 18 (del enviado especial de EUROPA PRESS, Eduardo Blanco)

La película ‘Sparta’, que ha generado polémica en los últimos días al cancelarse la visita a España de su director por las críticas recibidas, ha sido estrenada mundialmente este domingo 18 de septiembre en el marco del Festival San Sebastián, acompañada por aplausos del público al final de la proyección.

El director austriaco Ulrich Seidl anunció el pasado sábado que finalmente no asistiría a la 70 edición del Festival de San Sebastián, donde ‘Sparta’ compite en Sección Oficial por la Concha de Oro, porque «podría ensombrecer la recepción de la película».

La polémica acerca de ‘Sparta’ surgió tras la publicación de una información en ‘Der Spiegel’ en la que se afirmaba que los protagonistas, actores no profesionales de entre 6 y 16 años, y sus padres desconocían el contenido de la película, que aborda el tema de la pedofilia.

El festival de Toronto suspendió la proyección del film, que sin embargo sí se ha mantenido en la programación del certamen donostiarra. De hecho, Seidl ha manifestado estar «muy agradecido» al director del certamen, José Luis Rebordinos, por «apoyar ‘Sparta’ desde el principio, a pesar de la presión mediática y de la repentina e inesperada polémica que ha suscitado».

La primera proyección de ‘Sparta’ ha tenido lugar en el Teatro Victoria Eugenia a las 8.30 horas, con prácticamente la totalidad de las entradas vendidas. La expectación generada por la película ha ido en aumento estos días y ha supuesto también que para el resto de pases programados (dos más este domingo y otro el lunes) cuelguen ya el cartel de ‘no hay billetes’.

En su defensa, Seidl explicaba que era «el momento de que la película hable por sí sola» y, tras la proyección, se observa que a lo largo de la más de hora y media de duración de la cinta no hay ninguna escena explícita de contenido sexual o erótico con los niños, ni tampoco con violencia.

Al igual que en anteriores películas –Seidl suele tratar temas ‘molestos’ de la actualidad, desde el turismo sexual de mujeres hasta el fanatismo religioso–, algunas escenas sí que pueden llegar a generar incomodidad para el espectador, al mostrar a su protagonista pedófilo completamente desnudo en una ducha con niños –ellos con bañador– o pidiéndoles posar sin camiseta para unas fotografías.

El retrato del protagonista es crudo, pero ‘Sparta’ también muestra a una persona con remordimientos y tratando de encauzar su vida social de una manera ‘normativa’. Por otra parte, el retrato de las familias de los niños tampoco sale beneficiado, al promover una educación en un clima de violencia y hostil hacia lo que ellos consideran debilidad.

Tal y como ya ha explicado el director, el rodaje de ‘Sparta’ se extendió durante más de un año y es por ello que entiende que, si los padres hubieran tenido objeciones sobre el rodaje o sobre cómo se trataba a sus hijos, no se habría producido una colaboración tan duradera.

INVESTIGACIÓN POLICIAL

«Ni falta hace decir que nunca obligué a ningún niño (o a cualquiera de los actores) a hacer algo ante la cámara que no quisiera. Los actores más jóvenes estuvieron bajo constante supervisión», explicó en su momento.

En su defensa el cineasta austriaco recuerda que al lado del set se construyeron habitaciones en las que los niños podían descansar o jugar, tal y como se hizo en otra de sus películas. «Cuando no estaban rodando, podían pasar tiempo allí, acompañados de profesionales», ha añadido Seidl.

Este estreno se ha producido también en el momento en el que la polícia rumana ha anunciado la apertura de una investigación policial para «conocer los hechos» sucedidos durante el rodaje en relación a una posible infracción sobre menores, pese a que no han recibido ninguna denuncia.

Comenta

Deja una respuesta

Tu mail no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.