Susana Díaz defiende la «honestidad e integridad» de Chaves y Griñán y confía en que el TC haga «justicia»

SEVILLA, 27 (EUROPA PRESS)

La expresidenta de la Junta de Andalucía y exsecretaria general del PSOE-A, Susana Díaz, ha defendido este miércoles la «honestidad e integridad» de los expresidentes andaluces Manuel Chaves y José Antonio Griñán y ha confiado en que el Tribunal Constitucional haga «justicia».

En declaraciones a los periodistas en el Parlamento, Susana Díaz se ha pronunciado así en relación con el fallo del Tribunal Supremo (TS) sobre la sentencia de los ERE que emitió en su día la Audiencia Provincial de Sevilla.

Tras indicar que ayer tuvo ocasión de hablar con los dos expresidentes, Díaz ha indicado que Griñán es un hombre «honesto» y para ella siempre ha sido «un ejemplo de integridad y honestidad», por lo que se ha mostrado convencida de que al final el Tribunal Constitucional verá el recurso de amparo que presente en su momento y «hará justicia».

Ha añadido que Chaves y Griñán están «firmes porque su convicción de la honestidad e integridad con la que siempre han estado en el ejercicio de lo público está ahí y todo el mundo lo reconoce», al tiempo que ha considerado que «deberíamos de pensar en este país como una sentencia del TS, después de doce años y de una instrucción tan larga, salga con tres magistrados a favor y dos magistrados en contra y una contestación tan importante».

Ha agregado que le ha resultado «muy anómalo» que el fallo del TS se haya conocido antes que la sentencia, cuando ésta «es la que argumenta el por qué de ese fallo».

Susana Díaz ha recalcado que se ha demostrado que ni Chaves ni Griñán se han «enriquecido» y que tienen el mismo patrimonio. «Quien actúa fuera de la ley y se comporta como un delincuente tiene que pagar, pero las personas que han sido honestas y que su integridad está ahí, su patrimonio y trayectoria, no es justo que pasen por este calvario y sufrimiento».

Ha recordado que el propio Alberto Núñez Feijoo, antes de ser presidente del PP, reconoció que Griñán «no era un corrupto».

«Personas honestas e íntegras como Griñán y Chaves no merecen el calvario que están sufriendo y verse manchados», según ha insistido la actual senadora por la comunidad, para quien no se puede meter en el mismo «saco a quien ha obrado malamente y a quien ha sido íntegro y honesto a lo largo de su vida y todo el mundo reconoce que no se ha llevado ni un duro».

Sobre el caso de los ERE, ha indicado que, aunque fue anterior a su etapa como presidenta de la Junta, ella no tuvo reparo «en pedir perdón a los andaluces». «No me gusta que esas cosas pasen ni en mi partido ni en ningún otro partido, pero tampoco quiero que en este país se manche la integridad y honestidad de gente que ha estado 30 ó 40 años de servicio público de manera intachable y sin llevarse un duro», ha dicho.

«Al final confío en que el TC ponga justicia, aunque el sufrimiento y el dolor de Griñán y Chaves, personas honestas, no se lo va a quitar nadie», ha agregado.

Comenta

Deja una respuesta

Tu mail no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.