The Wellbeing Planet ayuda a aprender sobre la autocompasión

La dinámica propia de la vida moderna, atravesada por sucesivas demandas y mandatos de superación personal, ha originado una forma poco amable de tratarse a uno mismo. Desde la autocrítica, muchas personas viven en constante estrés, bajo la convicción de que la autoexigencia y el cumplimiento de las obligaciones de manera rigurosa son la clave para una vida exitosa. Sin embargo, quienes practican la autocompasión están vislumbrando una nueva forma de vivir, al transformar la manera en la cual comprenden y aceptan las fortalezas y debilidades propias. Para muchos, la autocompasión no es una habilidad innata, sino más bien un aprendizaje que requiere práctica y dedicación. Por esto, The Wellbeing Planet (TWP), una fundación sin fines de lucro dedicada al cultivo del bienestar a través de la neurociencia, ofrece un curso de autocompasión creado para aplicar esta práctica transformadora a nivel personal por medio de herramientas concretas y recursos enriquecedores. 

¿Qué es la autocompasión y por qué es importante cultivarla? 

La autocompasión implica mostrar bondad y comprensión hacia uno mismo, de la misma manera que se haría con un amigo cercano que atraviesa momentos difíciles. Es una práctica que implica tres elementos fundamentales. Por un lado, la amabilidad hacia uno mismo en lugar de la autocrítica. Por el otro, el reconocimiento de la humanidad compartida y, por último, la conciencia plena de las emociones, sin exagerarlas ni minimizarlas. 

Cultivar la autocompasión es importante porque permite afrontar los desafíos de la vida con mayor equilibrio emocional. Dejando de lado la frustración y la constante exigencia, se fortalece la resiliencia y se promueve un sentido de bienestar duradero. 

El curso de autocompasión de TWP es una invitación a que los participantes se adentren en la comprensión profunda del significado de la compasión, para luego tomar consciencia de las causas que le generan sensibilidad y sufrimiento. Con herramientas y consejos prácticos, el curso enseña a aliviar dicho sufrimiento y a aplicar hábitos preventivos, a partir del compromiso de uno mismo con el propio bienestar. 

Curso de autocompasión

Respaldado por un enfoque académico, el curso de autocompasión de TWP ha sido creado por neurocientíficos, pedagogos y psicólogos que han combinado contenido teórico con experiencia práctica. A través de clases magistrales vía Zoom, los participantes acceden a ejercicios prácticos, casos reales y webinars de alta calidad que fomentan el debate y el desarrollo del pensamiento crítico. 

Cada módulo del curso de autocompasión está diseñado para despertar la comprensión y aplicarla a la experiencia personal. Al ser un curso en línea, está disponible en cualquier momento y permite a los participantes avanzar a su propio ritmo. Los módulos constan de 10 horas lectivas, que requieren 5 horas adicionales de trabajo autónomo. Aquí, se promueve el claro entendimiento de la autocompasión, lo cual permite aplicarla posteriormente en uno mismo y en la ayuda a los otros. Al finalizar la capacitación, los participantes habrán descubierto que la autocompasión es un verdadero acto de amor propio con impactos positivos tanto en el desarrollo personal como profesional. 

Comenta

Deja una respuesta

Tu mail no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.