Rajoy aboga por aumentar el diálogo con la Generalitat aunque pone límites

El presidente ha defendido igualmente el diálogo sobre las inversiones del Estado en Cataluña, la disminución de la conflictividad entre ambas administraciones, las 46 peticiones planteadas por la Generalitat y cómo «evitar que se hagan leyes claramente contrarias a la Constitución»

Madrid, 13 de diciembre

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha subrayado en la sesión de control al Ejecutivo que buscará el acuerdo con el Gobierno catalán dentro de la legalidad y sin aceptar ningún «contrato de adhesión». Además, ha anunciado que se reforzarán los medios humanos y materiales de la Agencia Tributaria para luchar contra el fraude.

En respuesta al senador Josep Lluís Cleries, del Grupo Mixto, que se ha interesado por el contenido del «diálogo en las relaciones entre Cataluña y España», Rajoy ha afirmado que los asuntos de los que el Gobierno puede hablar con la Generalitat «son muchos y muy importantes e interesan y afectan a mucha gente».

Entre esos «temas capitales», ha destacado el futuro de las pensiones, el modelo educativo y la lucha contra la violencia de género, así como una serie de cuestiones que deben decidirse en las Cortes próximamente, como el techo de gasto y el déficit de las Administraciones Públicas. Además, ha recordado que en enero se celebrará la Conferencia de Presidentes, en la que se darán los primeros pasos hacia un nuevo modelo de financiación autonómica y se abordarán materias como el Brexit, la integración europea, los servicios públicos fundamentales y la lucha contra el fraude.

El presidente ha defendido igualmente el diálogo sobre las inversiones del Estado en Cataluña, la disminución de la conflictividad entre ambas administraciones, las 46 peticiones planteadas por la Generalitat y cómo «evitar que se hagan leyes claramente contrarias a la Constitución».

Rajoy ha resaltado que ese diálogo ya produjo resultados en la legislatura anterior, como acredita, por ejemplo, la atención a las deudas del Gobierno catalán con los proveedores, la inversión en infraestructuras o los acuerdos en materia de industria, turismo o cultura. «Ahora de lo que se trata es de que incrementemos ese diálogo», ha dicho. En este sentido, ha apuntado que la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, ya ha hablado en varias ocasiones con el vicepresidente de la Generalitat, Oriol Junqueras.

El jefe del Ejecutivo ha reiterado que plantear a las Cortes que se actuará «legal o ilegalmente» sobre una cuestión sobre la que solo puede decidir el conjunto del pueblo español «niega la negociación porque supone plantear un contrato de adhesión». Rajoy ha aconsejado a Cleries alejarse de los extremistas y de quienes «quieren acabar con todo». «Y si alguien busca el enfrentamiento, a mí no me van a encontrar, porque lo que busco es el acuerdo y trabajaré para ello», ha manifestado.

Lucha contra el fraude

Rajoy ha defendido la actuación del Gobierno y de la Agencia Tributaria en la lucha contra el fraude fiscal y ha anunciado que reforzará, «una vez más», los medios humanos y materiales de este organismo. El presidente respondía así al senador del PNV Jokin Bildarratz, quien le preguntó por las medidas para luchar contra el fraude fiscal de las grandes fortunas y de algunos deportistas.

Rajoy ha señalado que tiene la «total y absoluta convicción de que la Agencia Estatal Tributaria hace cuanto está en sus manos para ir contra cualquier contribuyente que incumple sus obligaciones, sean deportistas o no lo sean». «Cada uno debe pagar exactamente lo que dice la legislación vigente», ha añadido.

El presidente ha asegurado que el Ejecutivo va a perseverar en su política fiscal porque sus resultados han sido «lisa y llanamente los mejores de la historia en términos absolutos: 50.449 millones de euros en el periodo 2012-2015», y en lo que va de año se han recaudado más de 7.000 millones. No obstante, ha indicado que si hay que hacer alguna modificación legal para mejorar la eficacia en la lucha contra el fraude, está dispuesto a realizarla.

Rajoy ha avanzado que el Ejecutivo va a aumentar el control para disminuir el fraude en impuestos como el IVA y va a reducir el límite máximo de los pagos en metálico. Además, ha dicho que el Plan de la Agencia Tributaria para el año que viene «reforzará la investigación de patrimonios y rentas en el exterior, la fiscalidad internacional y la lucha antiparaíso».

Coordinar políticas asistenciales

En respuesta al senador del Grupo Socialista Vicente Álvarez Areces, quien le preguntó por las medidas que piensa adoptar el Gobierno para revertir el aumento de la desigualdad en España, Rajoy ha defendido que hay que seguir trabajando para crear más empleo, aumentar la recaudación y mejorar las políticas sociales y los servicios públicos.

En este sentido, el jefe del Ejecutivo ha afirmado que es «absolutamente imprescindible coordinar las políticas asistenciales» entre las distintas administraciones: central, autonómicas y locales.

Rajoy ha sostenido que «la desigualdad no está aumentando en España», sino que «ha empezado a corregirse» gracias a la política económica realizada por el Gobierno en los últimos años, que está basada en tres pilares: reformas estructurales, fuerte control del gasto público y fijación de prioridades.

El presidente ha asegurado que tras cinco años de crecimiento económico negativo, «la mayor recesión en la historia económica moderna», llevamos tres años de crecimiento positivo y ha aumentado la creación de empleo, que es la clave para reducir la desigualdad. Asimismo, ha argumentado que España «evoluciona mejor que la zona euro» respecto a los datos de pobreza material severa y ha recalcado que mejoran los índices de los hogares con todos sus miembros en paro y de las personas que no pueden llegar a fin de mes.

Comenta

Deja una respuesta

Tu mail no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.