Cooperativa de transporte contra la justicia retributiva

Generalmente, se acepta que la forma más justa es retribuir por igual a los empleados que realizan el mismo trabajo; así, los convenios colectivos establecen salarios por categorías y puesto de trabajo, iguales para todos, pero eso implica obviar que no hay dos personas iguales, con el mismo compendio de habilidades y que no hay dos rendimientos iguales ni, por tanto, dos niveles iguales de aportación a la empresa.

Como alternativa a esto, está la opción de retribuir a un empleado en función de su aportación a los objetivos de la empresa, en cualquier empresa eso es difícil de cuantificar con precisión y por eso quien pretende hacerlo establece mejoras sobre la base de la evolución de unos indicadores que se eligen y que tienen relación directa con la marcha de la empresa. Así, el empleado que logra sus objetivos individuales, obtiene una retribución variable complementaria y superior a aquel otro que no los consigue.

Esta dicotomía está perfectamente bien solucionada dentro de una cooperativa de transporte de trabajo asociado para los socios conductores, donde cada uno de ellos obtiene como retribución, el excedente que producen por diferencia entre los ingresos y los gastos que se asignan a su trabajo, dicho de otro modo, al valor de su trabajo según facturas emitidas a los clientes se le deducen los gastos correspondientes a todo aquello que ha utilizado para hacer ese trabajo; consumo de gasoil, autopistas, coste de los vehículos, seguros, servicios de taller si los hay, multas si las hay, etc.

El socio conductor tiene una cuenta de resultados propia, como si fuera una empresa dentro de una empresa y esa cuenta de resultados es única, es decir, no hay dos socios conductores que obtengan exactamente el mismo rendimiento y, por tanto, se lleven a su casa el mismo dinero una vez transcurrido el mes. Esa retribución es exactamente, la que merecen, de acuerdo a sus habilidades, es la retribución justa a su compendio de habilidades y su dedicación. Quien las tiene y las pone a su servicio, explota esas habilidades correctamente, va a obtener una retribución muy superior a un salario cualquiera en el sector como conductor por cuenta ajena. Quien no las tiene, lo mejor es que intente conseguir un trabajo con un sueldo y aguante todo lo que pueda hasta que, la empresa, a la vista de su falta de rentabilidad decida sobre su continuidad.

Indirectamente, se consigue, además, que el socio conductor tenga una permanente motivación para mejorar esas habilidades, conducir más eficientemente reducirá el consumo de gasoil, llegar con puntualidad le permitirá no perder viajes y, por tanto, facturar más, no cometer infracciones le librará de gastos extraordinarios por multas, mantener una atención permanente al estado de los vehículos le inducirá a aprender sobre la mecánica y el mejor mantenimiento de los mismos y así continuaríamos con una larga lista de habilidades que iría incorporando a su bagaje personal.

Alicotrans garantiza rentabilidad

Desde su inicio, en el año 2012, Alicotrans, ha sensibilizado al socio conductor sobre esta cuestión y ha creído en esa capacidad de cualquier persona para mejorar su rendimiento cuando existe una clara motivación, como es en este caso, obtener una mayor retribución que convertirá en mayor bienestar para él y para su familia.

En línea con esa filosofía, Alicotrans se dio cuenta de que no bastaba con conseguir socios motivados, era necesario también proporcionarle los medios para desarrollar su trabajo a esos socios motivados y comenzó a completar su propuesta de servicios a socios, había que proporcionarle los vehículos, en alquiler con opción a compra, tarjetas de gasoil, dispositivos de peaje, geolocalización, trabajo si necesitan, taller propio, góndola de rescate, camión de sustitución en caso de avería, formación, etc.

El resultado es una elevada proporción de socios que consiguen una retribución muy superior a los salarios de mercado en el transporte y que encuentran en Alicotrans el entorno más favorable para desarrollar la profesión que han elegido contando con el respaldo de la organización más completa en cuanto a servicios que les proporciona.

Cómo hacerse socio de Alicotrans

El objetivo constante de Alicotrans es que sus socios vayan mejorando sus habilidades de manera progresiva y que todos se coloquen en ese nivel de retribución superior, para ello se han incorporado procesos de mejora continúa en la conducción, mostrando a cada socio en particular sus carencias en cuanto a estilo de conducción y proporcionándole formación para corregirlas

Para unirse a Alicotrans como socio, el procedimiento es bien sencillo, en primer lugar presentar una solicitud, puede encontrarse el formulario en la página web, posteriormente recibirá una de carta de aceptación y finalmente deberá realizar las aportaciones sociales, a partir de ese momento se convierte en socio de pleno derecho y se le proporciona vehículos, tarjetas de gasoil y trabajo para comenzar a rodar.

Comenta

Deja una respuesta

Tu mail no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.