SEMAIS alerta que la hiperinflamación tiene «una evolución fatal» en caso de no realizar un abordaje multidisciplinar

MADRID, 3 (EUROPA PRESS)

La Sociedad Española Multidisciplinar de Enfermedades Autoinmunes Sistémicas (SEMAIS) ha remarcado la necesidad de abordar la hiperinflamación desde una labor multidisciplinar para evitar «una evolución fatal» si no se diagnostica e identifica su causa.

«La hiperinflamación es una situación clínica muy grave, aguda y de evolución fatal si no se piensa en ella, se identifica su causa y se pone un tratamiento específico. Se manifiesta fundamentalmente como un cuadro agudo febril intenso, terebrante y de difícil control con los síntomas que acompañan a la fiebre no controlada: sudoración profusa, dolores musculares, malestar general, etc.», ha explicado el doctor Julián Fernández, del Servicio de Medicina Interna del Hospital Álvaro Cunqueiro (Pontevedra).

Esta afirmación tiene lugar al hilo de su ponencia que realizará en la primera reunión de SEMAIS, que se ha inaugurado este viernes, y que se celebrará de manera virtual hasta el próximo viernes 5 de noviembre. En este sentido, el doctor ha insistido en que es necesario el abordaje multidisciplinar en la hiperinflamación «por sus propias causas en sí mismas y por la necesidad de una metodología diagnóstica compleja con vistas a
identificar la causa y las vías patogénicas en cada caso».

«Existen múltiples causas posibles de hiperinflamación: infecciosas, patologías del sistema inmunológico, neoplasias, secundarias a tratamientos del cáncer, enfermedades genéticas del sistema inmunológico. En general, suele existir una predisposición individual al desarrollo de estos cuadros», ha explicado.

En relación con la COVID-19 y la hiperinflamación, Fernández Martín ha apuntado que solo hay un pequeño de pacientes con infección SARS-CoV-2 desarrolla un verdadero cuadro de hiperinflamación. «Es un proceso viral, infeccioso, y como tal, en un paciente vulnerable, se puede desarrollar este fenómeno dramático, fundamentalmente focalizado en el pulmón», ha asegurado.

La mesa redonda en la que participará el doctor Fernández Martín, recibe el nombre de ‘Hiperinflamación, el mismo protagonista en distintos escenarios clínicos’, estará compuesto por Juan Ríos Blanco, de la Unidad de Enfermedades Autoinmunes Sistémicas del Hospital Universitario La Paz (Madrid), quien será el moderador de la conversación.

Además, también participará el doctor Jordi Antón López, de la Sección de Reumatología Pediátrica del Hospital Sant Joan de Déu
(Barcelona), para hablar sobre otro proceso hiperinflamatorio: el síndrome de activación macrofágico en la artritis idiopática juvenil (AIJ) sistémica.

«El síndrome de activación del macrófago es un tipo de linfohistiocitosis hemofagocítica. Esta puede ser primaria o
genética y secundaria o adquirida. Entre las formas secundarias, están las asociadas a infecciones por parásitos, como la Leishmania, o por virus como el Epstein-Barr; a neoplasias, a enfermedades metabólicas raras, a enfermedades reumatológicas o autoinmunes como el lupus, la dermatomiositis, algunas vasculitis (enfermedad de
Kawasaki) y también a la AIJ de inicio sistémico», ha sostenido.

En esta línea, explica SEMAIS, la AIJ sistémica es la enfermedad autoinmune en la que más frecuentemente se puede presentar una linfohistiocitosis hemofagocítica secundaria, que en este grupo de pacientes se conoce como el síndrome de activación del macrófago. De hecho, hasta entre
el 22 por ciento y el 40 por ciento de los pacientes pueden sufrir un síndrome de activación del macrófago asociado al debut de una AIJ sistémica, pero también se puede presentar como complicación a lo largo del curso de la enfermedad.

<

Comenta

Deja una respuesta

Tu mail no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.